Neuquén, Domingo 20 de Abril de 2014 17:55 T: 18.3°
Petroleros firmaron convenio colectivo en Neuquén y preparan subas salariales del 25% para 2012 PDF Imprimir Escribir un correo electrónico
Noticias - Sociedad
Martes 01 de Noviembre de 2011 14:20

altLas cámaras empresarias suscribieron un nuevo convenio colectivo de trabajo con el sindicato de personal jerárquico que contempla un encarecimiento del costo laboral del 30 por ciento. Además, las empresas esperan un incremento de salarios del 25% para 2012, por encima del 18% que impulsa el Gobierno.

Los años electorales suelen ser buenos escenarios para inclinar negociaciones gremiales a favor de los sindicatos. Aprovechan el respaldo de los gobiernos –que buscan evitar que los diferendos alcancen altos niveles de conflictividad– para conseguir sus objetivos. Y el que está terminando no fue la excepción, al menos en el sector petrolero. Las cámaras empresariales acaban de firmar el quinto nuevo convenio colectivo de trabajo, una cifra sin precedentes en los últimos tiempos.
Con la suscripción del acuerdo con el sindicato de personal jerárquico de Neuquén, liderado por Manuel Árevalo, a mediados de octubre, la Ceph (que nuclea a las operadoras) y la Ceope (de los proveedores de servicios) cerraron nuevos convenios con los sindicatos de trabajadores petroleros de base de Neuquén y de Chubut, y con los jerárquicos de la Patagonia austral y de Mendoza. 
“En líneas generales, todos los acuerdos implicarán aumentos del costo laboral de entre un 25 y un 30% si se computan los bonos adicionales y las mejoras de algunos ítems, como el presentismo”, explicó Gustaco Smidt, secretario ejecutivo de la Ceope, a El Inversor Energético & Minero. 
Los convenios, que mayoritariamente entrarán en vigencia el 1º de enero de 2012, se extenderán por un período que oscila entre los 18 y los 24 meses, muy lejos de los cuatros años de duración que solían tener en la década pasada. 
“Aún nos resta cerrar las negociaciones con la Federación Argentina Sindical de Petróleo y Gas (FASPG) y con el sindicato de jerárquicos de Salta, que probablemente salga muy parecido al de Neuquén”, indicó Smidt. 
La firma con la FASPG está demorada por la intervención del sindicato petrolero de Santa Cruz, dictada por el Gobierno a mediados de este año, que podría continuar hasta los primeros meses del año que viene. 
A su vez, las petroleras están esperando a diagramar –con preocupación– el escenario salarial de 2012. Es que, según las proyecciones iniciales, las paritarias que comenzarán tras el primer trimestre de 2012, cerrarán con subas salariales del 25%, por encima del 18% propuesto por el Gobierno.
“Los gremios petroleros se ubican entre los que mejores alzas han tenido en los últimos años. Por eso creemos que el año que viene se ubicarán por encima de la media nacional”, indicó Smidt.

Escenario complicado
El que termina no es un buen año para las empresas de servicios petroleros. Sucede que se agudizaron los vectores que guiaron los últimos años del sector, entre los que sobresalen el encarecimiento de los costos laborales, el insuficiente reconocimiento de la inflación por parte de las operadoras y la conflictividad gremial, que atenta de lleno contra la rentabilidad de las compañías.
Según los números que maneja la Ceope, los costos del área de servicios petroleros se elevó en lo que va del año entre un 35 y un 40%, mayoritariamente por el alza de los salarios que se pagan en la industria. 
La cifra está por encima de la inflación medida por consultores privados (oscilará entre el 25 y el 30%) y triplica la oficial publicada por el Indec. “El escenario es complicado, no sólo por el aumento de los costos laborales sino también por la dificultad que tienen los proveedores petroleros para trasladar esas subas a las operadoras”, advirtió Smidt.
Entre los segmentos más perjudicados figuran los de control geológico, una actividad con una alta participación de mano de obra, el ítem que más se encareció en los últimos años. De hecho, los petroleros lideran las subas salariales desde 2006 a la fecha, con un alza media anual del 28 por ciento.
Esa situación provocó que de representar en promedio un 15% en 2006, el costo laboral pasara a explicar alrededor del 50% de los ingresos de las empresas de servicios, entre las que se destacan San Antonio, Halliburton, Schlumberger, Bolland y Baker Hughes. «

http://www.inversorenergetico.com/